Home   >   Articulos   >   Conocé todos los datos sobre el…microblading

Conocé todos los datos sobre el…microblading

kölbi 1155 Dec 3, 2019

Compartir en

Cualquier persona que no esté feliz con sus cejas y que haya probado todas las formas para que se vean más gruesas y tupidas, incluyendo lápices o tintes, ahora tiene la opción de un nuevo método de belleza llamado microblading.

En los últimos años, la popularidad del microblading ha aumentado de manera constante, y rápidamente se está convirtiendo en un servicio ‘principal’ para quienes desean una solución más permanente para las cejas escasas.

Si tenés curiosidad sobre la técnica, pero no querés comprometerte antes de conocer más al respecto, acá tenemos más información para vos.

¿Qué es el microblading?

El microblading es un tipo de tatuaje en el cual el pigmento se implanta en incisiones finas en tu piel con una herramienta manual portátil. Con la herramienta, la esteticista dibujará trazos parecidos a vellos para imitar los vellos naturales en tus cejas.

Existen diversas formas de microblading incluyendo el ‘microfeathering’ el cual es un trazo más ligero que básicamente agrega un toque especial a la forma actual de las cejas, y el ‘microshading’ el cual imita la apariencia del maquillaje para cejas con un aspecto relleno en lugar de trazos parecidos a vellos con un aspecto más natural.

¿Por cuánto tiempo se mantiene?

Las esteticistas describen el microblading como semi permanente. Dependiendo del tipo de piel de la persona, el efecto puede durar de 12-24 meses antes de que el pigmento se decolore y tus cejas vuelvan a lucir como antes del tratamiento.

Sin embargo, se considera que con retoques regulares el aspecto puede durar por mucho más tiempo.

¿Cuáles son las desventajas?

El procedimiento es parecido a un tatuaje, así que, al igual que lo pensarías dos veces antes de tener ‘mamá’ grabado en tu cara, debés analizar cuidadosamente todas las ventajas y desventajas antes de realizarte este tratamiento.


Además, algunos expertos advierten que es muy común que al inicio tu cuerpo rechace la tinta, y algunas personas experimentan entre un 60% y 80% de rechazo después de la primera sesión. Esto es decepcionante si has pagado miles de colones por el tratamiento.
Además, toma mucho tiempo (hasta dos horas) y puede ser doloroso, aunque la mayoría de las personas dice que no es tan doloroso como hacerse un tatuaje real y se siente como pequeños rasguños. También podrías experimentar alguna irritación en la piel, como enrojecimiento, hinchazón y picazón.

¿Qué hay de los cuidados posteriores?
Después del microblading los cuidados posteriores son muy importantes.
Se te recomendará no mojarte cerca de las cejas al menos durante 10 días para que la tinta no se borre, y eso incluye el sudor, así que evitá lavar tu cara y exponerte al sol, así como los gimnasios, nadar y los saunas.


También, durante el proceso de sanación debés mantener el área sin maquillaje.


Los retoques regulares son necesarios y posiblemente necesités hacerte el primero aproximadamente de seis a ocho semanas después de la sesión inicial, pero después de eso podés hacértelos cuando considerés que el efecto se empezó a borrar, lo cual por lo general ocurre cada seis meses.


Fuentes: Elle / Glamour UK / Marie Claire